fbpx

La importancia y el significado de la Cultura y los Valores en nuestro emprendimiento.

Javier Goilenberg, CEO & Co-founder de Real Trends, nos trae esta información fundamental a tener en cuenta para “humanizar” nuestro emprendimiento, y así, “cuidarlo” para lograr que sea a largo plazo.

Por Javier Goilenberg, CEO & Co-founder de https://www.real-trends.com/.

Muchas personas que nos siguen en Instagram o en Linkedin me preguntan cómo hicimos para llegar a tener el equipo que tenemos, mi respuesta es una sola: nuestros valores y cultura se establecieron desde el día 0 de compañía y los cuidamos más que a nada.

¿Qué significa “cuidarlos”? Significa que a cada persona que entrevistamos para sumar al team, la evaluamos en dos aspectos principales: capacidad técnica para desarrollar las tareas del puesto al que está aplicando y fit cultural. 

¿Y qué es “fit cultural”? Para eso tengo que contarte que, si bien con Pato Molina (mi socio y co-founder) siempre tuvimos claros los valores de Real Trends, hubo un día en que decidimos sentarnos a armar un manifiesto, una declaración pública de diez principios y valores que definen quiénes somos. Hicimos a tod@s parte de este proceso y acá está el resultado:

1- Excelencia – Hacer las cosas bien no alcanza

Damos el 101% en todo lo que hacemos. Pensamos en grande y apuntamos alto. Estamos en cada detalle, porque los detalles hacen la diferencia.

2- Compromiso – Nos ponemos la camiseta

Nos tomamos en serio lo que hacemos. Somos responsables de ejecutar de principio a fin nuestras tareas y nos esforzamos por superar cada uno de nuestros objetivos.

3- Empatía – Cada persona es un mundo

Tratamos a cada usuario y a cada compañero como trataríamos a un amigo. Satisfacer es nuestra meta. Dejamos los manuales de lado y nos ponemos en los zapatos del otro, en cada situación.

4- Team work – El todo es más que la suma de las partes

Cada uno cuenta y cumple un rol fundamental. Nos ayudamos. Colaboramos. Nos comunicamos y, por sobre todo, nos respetamos.

5- Transparencia – La honestidad como bandera

Somos dueños de nuestros aciertos y de nuestros errores. No ponemos excusas. Abrimos canales de comunicación y buscamos feedback. Decimos lo que pensamos, pensamos lo que decimos.

6- Orientación a métricas – Si no se mide, no se hace

No nos creemos gurús, somos “lean startup”: planteamos hipótesis, ejecutamos, medimos y decidimos. Lo repetimos. Una y otra vez.

7- Pasión – Dejamos todo en la cancha

Sentimos lo que hacemos. Salimos de nuestra zona de confort. Nos arriesgamos y nos hacemos cargo.

8- Proactividad – Se hace camino al andar

Tenemos iniciativa y marcamos el camino. Somos inquietos. Hacemos que las cosas sucedan. Creamos.

9- Innovación – Reinventamos la rueda si hace falta

No creemos que está todo hecho. Siempre hay lugar para iterar y mejorar. Aprendemos y nos superamos cada día.

10- Perseverancia – Nos caemos siete veces. Nos levantamos ocho.

Entonces, cuando analizamos si una persona es fit cultural en una entrevista, lo que hacemos es recordar nuestros valores y ver si esa persona no sólo comparte los mismos, sino que los lleva en la piel. Los valores no se negocian. 

Los valores no son para pintar en una pared y nada más. Compartimos muchas horas juntos y nos gusta compartir esta parte tan importante de la vida – que es el desarrollo profesional – con gente afín. El equipo se arma un@ por un@. Y cuando te tomás el trabajo de hacerlo de esta forma, el resultado es increíble. Todos se adaptan rápidamente. Se suben a un tren de alta velocidad como si nada y su performance es altísima, porque están motivad@s. Compartimos un propósito, un norte. Tod@s y cada un@ somos una pieza indispensable para llegar a destino. Se respira buena onda. Y algo que suena tan simple como eso, requiere un trabajo muy fino por detrás.

Hay muchas cosas mucho más allá de un salario que uno puede poner sobre la mesa para hacer feliz al equipo. Y se trata de eso, de que la gente no esté simplemente contenta, sino que esté feliz. Invertir en las personas es sin duda la mejor inversión. Nada genera mejores resultados en una empresa que un equipo motivado. Y el balance entre trabajo y vida personal, importa. Hacer una picadita para festejar juntos nuestros aciertos, preguntar qué galletitas les gustan y comprarlas. Todo “es parte de”.

Nuestro mayor desafío va a ser siempre seguir creciendo pudiendo mantener este mismo espíritu de seguir siendo una gran familia. Para armar una compañía de largo plazo, se necesita un equipo de largo plazo. Para armar un equipo de largo plazo, se necesitan cultura y valores.


Si querés conocer más sobre Real Trends o sumarte a su equipo, no dejes de visitar su sitio: https://www.real-trends.com/

1
¡Hola! 👋
¿Cómo podemos ayudarte?
Powered by